Reseña: Mucho más que un club de chicas

Mucho más que un club de chicas
Serie: El club de los corazones solitarios (2 de 2)
+ Datos sobre el libro | Lee los primeros capítulos
Yo, Penny Lane Bloom, estoy saliendo con alguien.
Exacto. La chica que fundó el Club de los Corazones Solitarios y juró no volver a quedar con chicos durante el resto de su vida tiene novio. Y, no, las ranas no han criado pelo y no me he vuelto loca. Ahora tengo el novio que merezco. Es amable, inteligente y divertido. ¡Ah! Se me olvidaba comentar que es un pibón.
Aunque, claro, siempre hay un pero...
¿Les gustó El club de los corazones solitarios? Para mí fue una buena novela, la puerta de entrada a la obra de Elizabeth Eulberg, cuyos libros se caracterizan por ser muy amenos, con un toque de comedia y drama necesario para hacer de ellos pequeñas historias con las que disfrutar un par de horas de lectura. 

De todos los libros que he leído de la autora, El club es hasta ahora mi favorita, la que tienes los personajes más desarrollados, una protagonista con carácter y ese sountrack tan maravilloso como es el que pueden ofrecer The Beatles a cualquier novela. Y sí, con tan buena experiencia, uno siempre se queda con ganas de más. Pero, ¿es ese más realmente necesario? Hay novelas que terminan de una forma quizás un poco abierta, pero muchas veces esa es la mejor forma de cerrar una historia. En lo personal, desde hace tiempo que llevo prefiriendo novelas que lleguen a la página final dejándonos algunas interrogantes, porque siento que eso le da más realismo a comparación de un "felices por siempre jamás" como los cuentos de hadas.

Regresando al tema, aunque he disfrutado de las páginas de Mucho más que un club de chicas, lo cierto es que el libro pasa sin pena ni gloria porque aporta mas bien poco. Tenemos a Penny Lane, que intenta compaginar su vida con el perfectamente imperfecto Ryan y su único e incomparable grupo de amigas del club. Muchas veces para no quedar más con alguno termina desairando al otro, pero lo hace sin mala intención. Ella quiere demostrar que es capaz de liderar un grupo que cada día crece más sin dejar de lado a ese chico que está dispuesto a apoyarla en todo, incluso aunque él tenga que hacer algunos sacrificios. De eso es precisamente lo que trata la novela, de cómo Penny se mete en uno y otro enredo por tratar de abarcarlo sola y como eso poco a poco puede costarle la amistad de su grupo... o el cariño de su novio. 

A grandes rasgos, esta segunda parte de El club de los corazones solitarios sigue teniendo todos los ingredientes de su predecesora, pero con una dosis un poco más grande de romance. Seguimos viendo la inquebrantable lealtad de las chicas del club, así como la obsesiva pero encantadora manía que tienen los Bloom por los Beatles (que dicho sea de paso, hacen su aparición en los momentos preciso de la novela). Sigue apareciendo Diane, a quién conocemos un poco más, y la alocada Tracy, la mejor amiga que Penny pudo tener. Los deportistas populares, la animadora superficial, todos aquellos personajes infaltables en una típica novela situada en un instituto americano. Pero ya se sabe, Elizabeth Eulberg tiene el don de hacer que un escenario trillado se vea diferente. 

El ritmo también es bueno y el final, aunque predecible, cierra bien a la historia. Entonces, ¿por qué digo que este libro no aporta nada? Porque es eso mismo: si se quitara esta historia de lado, si hiciéramos como que Mucho más que un club de chicas no existiera, el argumento de El club de los corazones solitarios no se vería afectado en lo más mínimo: seguiría siendo esa historia entretenida y divertida, con un mensaje bonito que pretende transmitir a sus lectores. Mucho más que un club de chicas empieza y termina casi en el mismo lugar. Son trescientas y pocas páginas para contar un argumento que, en realidad, no era necesaripo porque el final de la anterior basta para darnos una idea de lo que seguirá en la vida de nuestros protagonistas. Si la autora lo ha escrito solo para complacer a sus fans, espero que recapacite. No me gustaría ver segundas partes de ¿Y si quedamos como amigos? o Del material que están hecho los sueños que solo dan giros y giros pero que al final son poco útiles a la trama. 

En conclusión, pese al buen ritmo, a esa pluma fresca y juvenil y los personajes bien elaborados, Mucho más que un club de chicas es solo una continuación de la que se puede prescindir. Si te animas a leerla, adelante. Te vas a divertir con los enredos de Penny Lane y su grupo. Pero si buscas más de eso, si pretendes saber que habría más allá de el Club de los corazones solitarios, mejor quédate con el primer libro, que a mi parecer, es el que tiene más sustancia. 

Related Posts

6 comentarios:

  1. No me animo a leer esta segunda parte, leí la primera hace años y me gustó bastante así que prefiero no leer esta segunda porque dudo que me vaya a gustar y me gusta el recuerdo que tengo de El club de los corazones solitarios.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  2. me leí el primero, no me encantó, fue muy sencillo. Este segundo quizá lo lea, si es tan fácil de leer como el primero siento que será de las lecturas para relajarte.

    ResponderEliminar
  3. No creo que lo lea, no me termina de atraer.
    Un beso ^^

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola!

    Yo leí el primer libro y casi lo tiro al caño (sí, no se clasifica entre mis libros preferidos, todo hay que decirlo), así que no sé si hacerme con este. Me estoy imaginando que lo haré cuando no tenga ganas de usar el cerebro o algo porque se ve como lectura super ligera :D

    Nea.

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola!
    No conocía tu blog pero me quedo por aquí >.<
    Aún tengo que leer la primera parte y ver que tal, pero me alegra ver que te ha gustado :D

    ResponderEliminar
  6. Hola! Este libro me llama desde que supe que saldria asi que no puedo esperar para leerlo, ya que soy fan de esas historias que practicamente se leen solas, es por eso que me he leido tu reseña por encima.
    Saludos y nos estamos leyendo!

    ResponderEliminar

Quien escribe

Quien escribe
CRISTINA RAMÍREZ
Lectora a tiempo completo y psicóloga en proceso. Adoro el invierno, el café y las historias capaces de llegar al corazón. Ah, y los gatos también.

Entradas a tu mail

+ Contenido


 photo MENU5_zpsrowextgr.png

 photo MENU6_zpsobbyb49b.png

 photo SUGIEREUNPST_zpsevmkxpt4.png

Mis proyectos

 photo 4r small_zpswvfra76v.png
Club virtual de lectura

@palabrasqv en Instagram