Reseña: El tiempo entre nosotros

El tiempo entre nosotros
Autora: Tamara Ireland Stone
Editorial B de Blok · 384 páginas 
ISBN: 9788493961336

Anna Greene, suburbios de Chicago, 1995: gran amiga, amante de la música y atleta con sueños de viajar por el mundo.
Bennett Cooper, San Francisco, 2012: hermano entregado, asistente a conciertos, skater... y viajero en el tiempo.
A mundos de distancia, ellos dos no tenían por qué conocerse. Pero un incidente conduce a Bennett a la vida de Anna y ambos se embarcan en un viaje llen o de romance y aventuras, conscientes de que lo que hacen podría acabar en un par de corazones rotos.
Bennett podría ser devuelto a su tiempo en cualquier momento. Con el tiempo en su contra, Anna y Bennett se ven obligados a preguntarse hasta dónde pueden forzar el destino, qué consecuencias están dispuestas a asumir por permanecer juntos y si su amor es lo bastante fuerte para enfrentarse a todas las pruebas.

Anna Green, una chica de dieciséis años, conoce un día a Bennet Cooper, un viajero del tiempo. Aunque en un comienzo él se mostraba arisco y desaparecía durante largos periodos de tiempo, el día que la salvó de un asalto en la librería ya no pudo seguir ocultando sus secreto: Bennett tenía un don. Podía viajar al pasado, así como moverse en el presente hacia cualquier parte del mundo. Podía cerrar los ojos y aparecer en otra época. Y lo mejor de todo, podía llevarla a ella en sus viajes. Anna, que soñaba siempre con conocer nuevos lugares, se encuentra ante una oportunidad única. Pero Bennet no debería vivir en el presente de Anna. Es más, ellos ni siquiera deberían haberse conocido. ¿Vale la pena enamorarse cuando sabes que llegará el día en que tendrán que separarse para siempre? El tiempo suele ser una barrera difícil de superar...

Siendo sincera, no sabía exactamente qué esperar de la novela. Pocas eran las críticas que había leído y aunque mis expectativas no eran demasiado altas, tampoco puedo decir que he quedado satisfecha con la historia. El argumento en sí es bastante simple, pese a que parte del factor viajes en el tiempo, lo cual - en mi opinión - es una buena base sobre la cual desarrollar una historia novedosa. Sin embargo, la autora le dio mucha más importancia al romance que a los viajes en el tiempo, lo cual le restó, digamos, algo de aventura a la novela. La pluma de Tamara Ireland Stone es ligera, simple y con ella nos va contando un romance bonito y dulce, pero quizás algo precipitado y forzado. Como últimamente digo, no se trata del número de páginas que se empleen para contar como surge el amor, sino el tiempo que transcurre entre conocerse, hacerse amigos y darse cuenta de que se está enamorado del otro. Lo de Anna y Bennett me pareció tan poco creíble - lo cual no resta lo tiernos que resultaban ambos - que más de una vez terminé dando un pequeño bufido de exasperación.

Los protagonistas tampoco son de los que enamoran o con los que uno llega a identificarse. Por lo menos, a mí no me pasó eso en ningún momento. Anna era una chica que en un comienzo se perfilaba como una buena protagonista, pero que luego me pareció a ratos egoísta, a ratos un poco anodina. Bennett es un poco mejor y aporta la dosis de misterio y una pizca de humor a la historia, pero en conjunto y con un romance en ciernes, opacan mucho al asunto de los viajes (que era lo que más me interesaba leer, dicho sea de paso). Otros personajes me parecieron más bien de relleno (véase Álex, el guapo del curso, o Danielle, la segunda mejor amiga), los cuales, con un par de giros bien llevados, pudieron aportar algo más a la historia. Por otra parte, al terminar el libro sentí que me faltaban varias explicaciones, por lo que me he quedado con muchísimas dudas al respecto: ¿cómo surgió el don de Bennett? ¿por qué precisamente él? ¿hay más personas capaces de viajar en el tiempo? ¿existen límites geográficos? ¿viajar en el tiempo aplica las mismas leyes que teletransportación?

No obstante, pese a todos esos puntos negativos, la novela en conjunto está relativamente bien. Me han gustado mucho las pequeñas reflexiones que transmite la autora: tendemos a pasar por alto aquellos detalles que pueden parecer insignificantes pero que al final, forman parte de algo grande que indudablemente termina afectándonos. Con la historia de Anna nos damos cuenta como una sola palabra, una mirada o una decisión hechas en el momento adecuado (o no) pueden cambiarnos completamente la vida. En lo personal, El tiempo entre nosotros tenía varios elementos que pudieron aprovecharse mejor para hacer del libro una novela memorable, pero que se han dejado relegados por alguna razón. Quizás si se hubiera equilibrado mejor ciertas piezas, o se hubiera dado mayor relevancia a algunos personajes, la historia hubiera quedado mucho, mucho mejor.


PD: La autora está escribiendo una especie de segunda parte de la novela. En realidad, es la misma historia pero contada desde el punto de vista de Bennett, lo cual lo hace un poco más apetecible. ¿Logrará Time after time superar a El tiempo entre nosotros? De corazón, espero que así sea.


**************


Related Posts

2 comentarios:

  1. Pensé que estaría mejor ._. pero igual quiero leerlo, saludos ^^

    ResponderEliminar
  2. Tengo ganas de leerlo, pero quizás por eso puntos negativos que he leído ya en varias reseñas, no me termino de decidir. Gracias por a tu opinión.

    Besos, te sigo.

    Un Lugar Mágico.

    ResponderEliminar

Quien escribe

Quien escribe
CRISTINA RAMÍREZ
Lectora a tiempo completo y psicóloga en proceso. Adoro el invierno, el café y las historias capaces de llegar al corazón. Ah, y los gatos también.

Entradas a tu mail

+ Contenido


 photo MENU5_zpsrowextgr.png

 photo MENU6_zpsobbyb49b.png

 photo SUGIEREUNPST_zpsevmkxpt4.png

Mis proyectos

 photo 4r small_zpswvfra76v.png
Club virtual de lectura

@palabrasqv en Instagram