Slider

[7][Let´s talk][xslide]

Reseña: La maldición del Tigre

¿Serías capaz de arriesgarlo todo 
para cambiar tu destino?

Cuando Kelsey acepta un trabajo de verano para poder pagarse la universidad, no se imagina que su vida va a cambiar hasta lo increíble: para bien o para mal, lo único que ha encontrado es un puesto de ayudante en un pequeño circo. Su trabajo es pesado, pero ella hace lo que puede: tiene que vender boletos, limpiar después de cada función y dar de comer al enorme tigre blanco de ojos azules, que desde un primer momento captura su atención. Con el tiempo, Kelsey se dará cuenta de que Dhiren es más que un tigre, que parece que escondiera algo tras esa fachada de felino. Pese a ello se ofrece voluntaria para ayudar a transportarlo hacia una reserva en la India donde se supone que viviría libre en su hábitat natural, hasta que un pequeño inconveniente frustra en cierto modo sus planes: resulta que el tigre no es tal, sino un apuesto príncipe indio que vive bajo una maldición desde hace más de trescientos años. Y como ya se estarán imaginando, resulta que Kelsey es  su salvadora, la única capaz de ayudarle a romper el hechizo.

¿Cómo? Primero tendrá que aceptar que la magia existe y que ella misma se envuelve cada vez más en ella. ¿Lo logrará? Quién sabe, porque la convivencia con Dhiren no será lo más fácil del mundo, sobre todo cuando empiece a sentir ciertos bichos revoloteando en su interior cada vez que ve esos cautivadores ojos azules. A eso hay que sumarle que Ren es egocéntrico, arrogante, acostumbrado a que todos obedezcan sus órdenes, como el príncipe que es. Kelsey no está dispuesta a someterse a sus caprichos y entre riñas y disputas, se dará cuenta que tampoco puede desentenderse completamente de él. 
En cualquier caso, estar con el hombre era mucho más complicado que estar con el tigre. Tenía que recordarme constantemente que eran dos caras de una misma moneda... Sin duda, existía una conexión entre nosotros; mi atracción por él era evidente; teníamos mucho en común, me lo pasaba bien con él; me gustaba hablar con él y escuchar su voz; era como si pudiera contarle cualquier cosa.
Sin embargo, también había muchas razones para ser precavida. Nuestra relación era muy complicada; todo había sucedido muy deprisa; él me abrumaba; éramos de culturas distintas, de países distintos y de siglos distintos; hasta el momento, incluso pertenecíamos a especies distintas la mayor parte del tiempo.
«Enamorarme de él sería como saltar al agua desde un acantilado: puede convertirse en lo mejor que me haya pasado o en el error más estúpido que haya cometido (...)».
La maldición del Tigre tiene una ambientación preciosa y una historia a la que se puede sacar mucho el jugo. No puedo negar que cuando terminé de leerlo estaba medio enamorada de Ren y de su historia. No obstante, mientras reseñaba intentaba darle vueltas a las cosas buenas y malas del libro y puedo decir que he encontrado bastante de ambas. Comenzaré con lo segundo, pese a que se me hace un poco difícil en un libro al que le tenía tantas ganas y del que había leído críticas muy buenas.

No me costó mucho empezar al libro, la pluma ágil de Colleen Houck te permite pegarte a su historia y si darte cuenta vas pasando página tras página (en mi caso, más llevada por la curiosidad que por otra cosa). Sin embargo, al comienzo me parecía que sobraban escenas y esa sensación se repitió en dos o tres ocasiones a lo largo de la novela. No sé si era yo o a algunos de ustedes también le ha pasado, pero hubo momentos en que me sentía un poco decepcionada por eso. También están las situaciones inverosímiles (¿quién contrata a una joven de menos de veinte años para transportar a un tigre por mucho cariño que esta le haya tomado a la criatura? Ya sé que era parte de un plan pero... no suena muy realista que digamos). Una maldición conlleva magia, es cierto, pero no sé si por falta de destreza en redacción de la autora o es que quizás fui yo quién no llegó a meterse de lleno en la historia, lo cierto es que no terminé de creerme todo lo que hizo la protagonista.

Al comienzo Kelsey me pareció una protagonista estupenda: una chica normal, que sabía sobreponerse a los obstáculos que se habían presentado en su vida, que usaba su sarcasmo (y este punto sí que me gustó) para salir airosa de ciertas situaciones y que planeaba su futuro - temerosa como cualquier chica - pero siempre dispuesta a seguir adelante. A medio camino, ese concepto empezó a caerse un poco: ella dejó de tener patrones de conducta normales y las cosas empezaron a tornarme anormalmente fáciles en ciertos casos. A eso hay que añadirle que hubo momentos en que Ren se convertía en tigre y luego en humano tan rápido y tan seguido que había perdido la cuenta y ya no sabía en que forma estaba y resultaba cansino. El ritmo tampoco fue muy constante que digamos: aceleraba por momentos y por otros se volvía tan lento que casi aburría.

¿Y lo bueno? Kishan, en menor medida Ren y el precioso telón de fondo. Es la primera vez que leo un libro ambientado en la India y ha sido una bonita experiencia. También he de reconocer que hubo varias situaciones que me sacaron algunas sonrisas (y una que otra efímera carcajada), especialmente cuando Kelsey intentaba no caer en el influjo del príncipe indio. He de añadir aquí que por ratos nuestra protagonista recordaba la cordura y se daba cuenta que si, estar al lado de alguien hacía mucho daño, lo mejor era alejarse de él. Terminaría herida, cierto, pero tampoco iba a pisotear su orgullo por un chico (va por ti, Bella Swan) .

En conclusión, la autora pudo ahorrarse varias páginas y algunas cosas sin sentido, pero para ser la primera obra publicada está bastante pasable. Como soy una criatura curiosa y muchas veces optimista, confío en que mejorará en las siguientes entregas, las cuales leeré porque pese a todo me he quedado con ganas. La maldición del tigre no será la obra hilarante que yo esperaba, pero tampoco me ha decepcionado del todo. Es un libro agradable que puede leerse, pero mejor no hacerse muchas expectativas con ello, Habrá quienes lo adoren, otros no tanto, pero les aseguro que tampoco quedará tan indiferentes.

4 comentarios:

  1. Holaa^^
    jaajaj me ha encantado la indirecta a Bella xDDD
    Yo a este libro le tengo muchísima ganas, desde que lo vi me llamó bastante la atención.
    De los puntos negativos, creo que lo más que me molestaría es la "sobra de escenas" y el hecho de que cambie de forma todo el tiempo ¬¬, aunque lo de poco realista no creo que me moleste demasiado :P
    Sigo con muchas ganas de leerlo jejeje
    Besitos :D!

    ResponderEliminar
  2. Yo también le tenía ganas, pero luego de leer tu reseña ceo que me lo pensare dos veces.
    Saluditos desde Colombia

    ResponderEliminar
  3. Annelisse, yo ame el libro. Son 5 aunque en un principio eran 4 libros, pero quien entiende a las autoras. En lo que va del tigre xD, no creas que es tan subrrealista, mi prima se fue a la India a los 19 , no a cuidar un tigre obviamente , pero si trabajo en un lugar donde habían tigres bebes :3
    ¡Besitos!

    ResponderEliminar
  4. Holam, pa mi este libro me gusto muchooo!! sae lko recomiendo muxisimo a todo el mundo, la verdad que a ji en ningun momento me parecio cansino, es mas, hasta me entraron ganar de ir a la india

    ResponderEliminar

Nuestras redes

[1][Let´s talk][recent][Let´s talk]

@palabrasqv en Instagram